Traslado a su colmena 030719

Trasladar abejas
Del porta-enjambres a la colmena

Trasladar abejas a la colmena 030719

Desde el porta-enjambres

Al fin llegó ese momento tan esperado pero que tanta ansiedad te producía. Es el día en el que deberás empezar o acabar la jornada transfiriendo tus abejas al nuevo hogar. Una vez terminada esta operación el primer trabajo del apicultor  estará hecho.

1-Has elegido un sitio para tu colmena en el que no será derribado por un viento fuerte, ni será molestado por mascotas o humanos.

2-Has comprado todo el equipo correcto y, aunque estás nervioso por el estreno,  te sientes bien usándolo. Te pruebas tu equipo apícola y te resulta cómodo, además te sientes bien y confías en que estarás razonablemente protegido contra las picaduras de abejas.

3-Durante los fríos meses de invierno, encargaste el pedido de abejas y la empresa te notificó que las abejas fueron enviadas con éxito.

4-Esta mañana ha recibido una llamada de la oficina de correos, y un empleado, bastante nervioso, te ha pedido amablemente que vengas a recoger y retirar de su oficina el alborotado  paquete de insectos picadores.

    Daños y Bajas del combate

Recoges tus abejas y percibes que, aparte de unas cuantas muertas en el fondo del recipiente, deberás estar preparado para que algunas no sobrevivan al estresante viaje que se les ha pedido que soporten, las abejas se ven saludables. Ahora, todo lo que tiene que hacer es transferir las nuevas abejas del contenedor porta-enjambres hasta la colmena que ha sido acondicionada para ellas.

    Sus «armas»

Tenga a mano su ahumador, bien cargado de material que produzca humo abundante, blanco e inodoro y que no sea dañino para los seres vivos, cuando esté listo para transferir sus nuevas abejas del envase o contenedor de envío a la colmena. También, si cabe esto es más importante, asegúrese de estar vestido con su equipo de apicultura: Careta, buzo o traje de apicultor blanco o de colores claros, guantes, botas, etc.

Debes buscar una pequeña caja dentro del porta-enjambres que te llegó. Este pequeño contenedor acoge a tu nueva reina. La parte superior del porta-enjambres está cubierta con un corcho. Retire el corcho y verá una segunda tapa que está hecha de azúcar.

    En su trono

Cuelgue el contenedor de la reina en el interior de tu colmena. Debes colocarlo entre dos cuadros o marcos que estén en el centro de tu colmena recién preparada. Perfore la parte superior de la tapa de caramelo con un clavo. A las abejas obreras les será más fácil liberar a la reina si ya hay un pequeño agujero en la barrera de azúcar. Cuando use la cuña, tenga mucho cuidado de no apuñalar inadvertidamente a la reina. No podrás volver a comprar una reina de reemplazo después de los meses de invierno. Cuando las obreras hayan atravesado la barrera de azúcar, la reina podrá escapar a la colmena.

Una vez que tenga a la reina en la colmena, use su ahumador y coloque una bocanada de humo en el porta-enjambres de envío. Agite suavemente el contenedor de envío de las abejas, permitiendo que éstas salgan y caigan en la colmena. Cuando ya no pueda sacar más abejas del porta-enjambres, deberá acercarlo y colocarlo próximo a la colmena. Las que aún permanezcan allí encontrarán la forma de abandonarlo y entrar en la colmena. Asegúrese de insertar un comedero con un jarabe simple a base de azúcar en la colmena.

    Tranquilas trabajan mejor

Deja a tus nuevas abejas solas y tranquilas por una semana. Durante esta semana, las abejas se aclimatarán a su nuevo hogar. La reina empezará a poner huevos y las abejas comenzarán a hacer miel.

Es conveniente realizar la operación de transferir las abejas de su porta-enjambres de envío a la colmena, muy temprano al amanecer cuando apenas a salido el sol y aun hace fresco o al atardecer cuando se haya puesto el sol.

Total Page Visits: 854 - Today Page Visits: 5

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *